agosto 21, 2008

psique

Esta piel desconocida
Traje desajustado en la memoria de mi fémur

Adentro
la resonancia de mis células sacude el código que me define
Estiro las manos reconociéndome
recién nacida en mandarinas bautismales
huele a pájaros
huele a cordillera

huele a cilantro en el silencio de mis ojos

1 comentario:

La escribiente diurna dijo...

Hola Laura!

Muy buen texto. Te agregué a mis links. Saludos